Wolfenstein II: The new Colossus – Review

Datos previos:

Wolfenstein es una saga que todo jugador debería conocer. El binomio que formó con Doom fue sin duda aquel que  cambio las reglas del juego y puso al shooter en un lugar privilegiado en los videojuegos. La saga ha ido pasando de mano en mano a lo largo de los años. Desde Muse software hasta los desarrolladores de hoy, MachineGames, de Bethesda. Wolfenstein: The New Colossus (TNC) es la secuela de uno anterior llamado Wolfenstein The New Order, que sin duda fue un buen juego. Como siempre me guardo en decir que no soy un critico profesional. Esto no es más que la opinión de un jugador más que espera no se le tenga demasiado en cuenta. Jugad y formaros vuestra propia opinión.

Wolfenstein- The New Order
Wolfenstein- The New Order

Narrativa:

Comparaciones no tan odiosas…

En Bethesda parece que lo saben hacer todo. Ya analizaremos Doom más adelante, pero como binomio de Wolfenstein la comparación es necesaria. Doom apuesta por ser clasicista totalmente. Es un juego “Old School” como se suele decir, pero con la tecnología, fluidez y gráficos de hoy. Rápido, furioso y al grano. Para Doom la narrativa no le es más que un medio para avanzar y hacer lo suyo, que es ofrecer un festival de violencia y diversión. Wolfenstein también tiene ese sabor añejo, pero se toma la molestia de construir una narrativa.

Narrativa en Wolfenstein…

La saga TNO y TNC nos cuenta la historia de B.J Blazkowicz, que combate en una distópica 2GM,  ganada por la Alemania Nazi, que domina el mundo, y nos lleva hasta los 60. TNC acaba justo donde termina el anterior y continua su historia. Como en su antecesor, y haciendo remembranza a el nos ofrece dos lineas temporales. En este caso, y creo que para bien, no condiciona el modo de juego, pues no limita los caminos por los que podemos ir al ir implícita una habilidad (forzar candados o romper cadenas), sino que nos diferencia en el arma especial que nos da.
La narrativa cuidada en todos los sentidos en esta secuela, ofrece diferentes arcos.Algunos de ellos muy bien resueltos. Personajes muy bien desarrollados. No solo Blazko sino, todos los secundarios lo están, todos tienen personalidad y carisma, desde la malvada Frau Engel, hasta Max Hass (que es como Hodor de Juego de Tronos ahora que lo pienso…). Cuenta con complejidad temporal, y para colmo y gracia, un tono Tarantinesco. A decir verdad estoy sorprendido, son muchas cosas, muchos matices. Y si, tiene momentos “ida de olla total”. Pero sinceramente, es mejor si no se toma a si mismo demasiado enserio. Otro punto a favor, y como buen heredero de su antecesor, el “lore” trabajado da mucha profundidad al mundo distópico y lo hace creíble.

Wolfenstein- The New Colossus
Wolfenstein- The New Colossus

Jugabilidad:

Metajugabilidad:

Sigilo…

La base del juego se basa en un modelo shooter dual( ambas manos tienen o pueden tener un arma/habilidad) en primera persona. El juego… vamos a decir que te permite jugar a sigilo en bastantes secciones, pero es absurdamente difícil. Si, puedes acabar con muchos enemigos sin que te descubran. Tienes una pistola con silenciador que mata de un tiro en la cabeza a los enemigos comunes a parte de la posibilidad de ejecutar en silencio y de lanzar tomahawks. Los enemigos intermedios también son ejecutables. Los pesados lo son en teoría, porque puedes cortares el suministro de gasolina de la espalda. Pero no van a morir si no les disparas al mismo punto, o al rastro que dejan según se mueven. Y eso acaba en Kaboom y después en alarma.

Dificultad, combate y diversión.

Hablando de alarmas, lo interesantes matar a sigilo a los comandantes, porque llaman a refuerzos y el juego no es precisamente sencillo. Es un juego de corte clásico y a pelo es difícil. Tienes vida y solo se regenera un poco, así que a buscar botiquines todo el rato. Y luego armadura, que tienes que ir recogiendo. Se me olvidaba, como un tipo te pille desprevenido vas a ir de toda la vida y la armadura a tiritar y más bien morir en un momento. Y en normal, no te cuento en dificultades superiores. La gracia del juego esta en lo divertido de sus combates. Es rápido, visceral, llamativo, satisfactorio y violento. Sobre todo satisfactorio y violento.
Por un lado todo lo que implique tomahawk es bien. Desde tirarlo, hasta ejecutar en cualquiera de sus modos. Las animaciones son resultonas y es maravilloso “todo lo que puedes hacer con un hacha y un nazi” como dice Blazko. Munición, lo que es faltarte no te va a faltar, pero más te vale usarla bien. Hay enemigos bastante duros y organizar el uso de las armas de forma adecuada es importante. Puede ser la diferencia entre ganar o morir. El juego cuenta con unas pocas armas, no muchas, pero tampoco te hacen falta más. Las cuales puedes combinar libremente, desde dos idénticas, una por mano, únicamente usar una a la vez, o hacer combos.
Los enemigos revientan que da gusto, y el sonido acompaña (eso vendrá luego). A destacar es que el juego te exige que te cubras si no quieres morir y  tiene un modo para asomarse por las coberturas que recuerda al de Golden Eye o al reciente TC: Rainbow Six Siege, es una de esas cosas que no están de moda y, no entiendo muy bien porque, funciona tan bien o mejor que el modo de cobertura estática de Gears of War pero no rompe el ritmo.

Un poco de profundidad jugable.

Tus acciones tienen recompensa. Matar de una determinada manera te permite desbloquear y mejorar las “perks” o habilidades. Y explorar y realizar misiones secundarias te permite recoger coleccionables, así como mejoras para las armas y otras (cuyo nombre en inglés, que es como he jugado, es Contraption y que ni yo ni el diccionario sabemos traducir) que son mejoras estructurales de la jugabilidad, desde una embestida, a la posibilidad de alargar tus piernas y llegar más alto, a contraerte para meterte en lugares reducidos y apostar por el sigilo.

Estructura:

El juego es bastante lineal. Salvo un par de momentos es como otro shooter cualquiera, un avanza y mata. Con la particular de que tiene (como Dishonored, pero bastante menos profundo) un sistema de mapas explorables, es decir, avanzas linealmente, pero tienes un lugar al que volver y desde donde puedes volver atrás y resolver aquello que dejaste pendiente, así como realizar nuevas tareas. Quizás son pocas veces las que puedes hacer esto, pero puedes retomarlo al final. Todo ello funciona muy bien, además el juego incluye secciones diferentes. Por ejemplo te limita la movilidad, o te introduce en una fase más propia de un “walking simulator”. Y esto es importante, hacer eso es tremendamente difícil, el ritmo de Wolfenstein es rápido incluso en las misiones secundarias y las secciones tomadas a sigilo, saber pausarse con gracia y gusto es un don y lo han sabido hacer muy bien.

Wolfenstein- pasillo
Wolfenstein- pasillo

Gráficos, sonido y arte.

Gráficos:

Wolfenstein mejora a su antecesor en lo visual, no hay duda. Pero no es ningún portento, ni mucho menos. En general todo es correcto, pero hasta ahí. No hay mucha carga poligonal en ninguna parte, las texturas son mejorables y no esta a la altura de lo que se puede ver hoy día. A decir verdad, esto importa más bien poco, el juego habla otro idioma, el de la calidad en lo que a juego se refiere, narrativa y jugablemente. No he tenido ningún bug, ni ningún comportamiento extraño. Además el juego rinde, a 1080 lo he podido jugar a 60 con alguna caída, a 2K que me reconoce el monitor, lo he podido jugar a 45 estables. Todo a tope siempre.(El equipo desde el que jugué es un I5 4690HQ,8GBRAM DDR4, GTX1060 6GBVRAM)

Sonido:

En lo que se refiere a banda sonora, lo mejor que tiene el juego son las reinterpretaciones de las canciones de grupos como los Beatles al universo distópico del juego, y salvo alguna excepción, la BSO cumple, pero no emociona. En Doom si lo hacía, por lo menos motivaba y hacia de artillería mientras jugabas. Lo relativo a efectos el juego si cumple realmente bien, especialmente en lo referente a los disparos, las explosiones y las heridas a los enemigos, esto que voy a decir es más de gráficos pero aquí me viene al hilo, las físicas de impacto son buenas y junto al sonido la sensación de contundencia es genial, esto para mí es sagrado en un juego.

Arte y diseño:

Todo es muy funcional, el juego no destaca por su diseño conceptual. Todo es un poco “estalinista” en lo estético, blancos, rojos grises, en una paleta de tonos fríos. El diseño de escenarios y personajes es bueno y cumple su función, pero no es nada espectacular en lo artístico. Cumpliendo de sobremanera en lo jugable. Como soy un  tipo de artes tengo que hacer mención a esto. Max Hass hace dibujos en la base de los protagonistas y estos son de la corriente Orfista de Robert y Sonia Delauney. Muy relacionados con el arte del movimiento Hippie y me parece un detalle interesante.

Wolfenstein-New Orleans
Wolfenstein-New Orleans

Conclusión:

Wolfenstein TNC hace muchas muchas cosas bien, a veces las secuelas si son buenas . Lo recomiendo mucho. Le rezo a los dioses porque a Bethesda le vayan las cosas bien y siga haciendo lo que hace, porque últimamente están que se salen.
 

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *